Lide

Lide llegó a mi atelier, después de mucho buscar, con ganas de poder crear y tener el vestido que ella quería. 

Algo sencillo, sin volúmenes, que se ciñera a su menuda figura. Las pruebas de vestuario fueron, si ya de por sí lo son, un reto ya que Lide vive en Londres. Esto hizo que tuvieramos que cuadrar cada visita al atelier con sus escapadas a donosti. Y así, poco a poco fuimos diseñando y creando un vestido ligero y romántico, con corte a la cintura y con una espalda abierta y bordeada de encaje, que hacía las veces de tirante. Fotos: Eztiphoto

Lide
Lide
Lide
Lide
Lide
Lide
Lide
Lide